El pasado día 5 de marzo, invitado por Iván Quesada, el investigador del Instituto Karolinska (Department of Medical Biochemistry and Biophysics) Alejandro González impartió el seminario “Fisiología molecular de la transducción térmica y el dolor neuropático”.

Las fibras sensoriales que inervan la piel y las mucosas son responsables de traducir estímulos físicos externos en señales eléctricas. La información contenida en este código de disparo de impulsos eléctricos es integrada a nivel del sistema nervioso central para evocar sensaciones conscientes. La generación y cualidades de estas señales eléctricas están determinadas por los canales iónicos expresados en las neuronas sensoriales, cuya actividad coordinada da forma a la excitabilidad de los terminales. El daño axonal de las terminaciones nerviosas periféricas produce cambios funcionales en las neuronas dañadas, lo cual se traduce en un disparo alterado de impulsos eléctricos que produce sensaciones anómalas como disestesias y dolor neuropático. El dolor neuropático es en gran medida refractario a tratamientos tradicionales y sus determinantes moleculares son poco conocidos. La alodinia e hiperalgesia al frío son dos manifestaciones comunes de dolor neuropático periférico cuyo origen se ha relacionado con alteraciones en canales iónicos presentes en las neuronas termoreceptoras y nociceptoras.

Alejandro González es licenciado en Bioquímica y Doctor en Bioingeniería por la UMH. Ha trabajado como investigador postdoctoral en diferentes centros de investigación y universidades nacionales e internacionales, como el Laboratorio de Neurociencias de la Universidad de Santiago de Chile (USACH; Chile), el Oxford Center for Diabetes, Endocrinology and Metabolism (University of Oxford; UK) y el Instituto de Neurociencias de Alicante (UMH-CSIC; España). Actualmente trabaja como investigador en el Departamento de Bioquímica Clínica y Biofísica del Instituto Karolinska (Karolinska Institutet; Suecia). Su investigación se ha centrado principalmente en el estudio de las bases celulares y moleculares de la transducción de estímulos térmicos y dolorosos, y en el papel de los canales tipo TRP y otros canales activados por voltaje en la fisiología sensorial. Su proyecto actual trata de explicar el papel de los canales iónicos activados por estímulos mecánicos expresados en células de Schwann de tipo nociceptor en la transducción sensorial y el dolor.

Share This